¿Qué lleva una raya de coca?

Los expertos de los laboratorios policiales son concluyentes cuando aseguran que la cocaína consumida en España va acompañada de aditivos que convierten un gramo de “coca” en una mezcla de sustancias.

De hecho señalan que lo que menos lleva una raya de “coca” es, precisamente, cocaína. Con cifras en la mano, como máximo un gramo consumido por un cocainómano puede contener un 40% de “coca”, aunque la policía reconoce haber intervenido “papelinas” que, una vez analizadas en el laboratorio, contenían solo un 4% de cocaína.

El proceso mediante el cual se altera la composición y suma de aditivos de la cocaína se inicia a su llegada desde países de Latinoamérica, como Colombia o Bolivia, cuando un kilogramo de “coca” aterriza con un 80% de pureza, aproximadamente. En ese momento, para multiplicar sus beneficios los traficantes pueden llegar a transformar este kilo en 3, a partir de la añadidura de 2 kilos adicionales de variadas sustancias, algunas inocuas y otras absolutamente nocivas y con consecuencias letales para el cuerpo y la mente de los consumidores. En cualquier caso, ninguna de esas sustancias es la deseada ni la esperada por quienes la consumen.

Antes de llegar a la calle, la droga pasa por varias manos, y cada una de ellas busca su beneficio añadiendo aditivos a la cocaína, sin importar lo nocivas que puedan ser. Se calcula que un proceso como el descrito puede convertir una inversión inicial de 39.000 euros en un rendimiento de 180.000 para los “camellos”.

¿Y qué sustancias se suelen utilizar para «alargar» la Cocaína?

  • Si, hay Cocaína. A pesar de que como hemos comentado anteriormente, la proporción de “coca” que contiene una consumición suele estar por debajo del 40%. Sin embargo, ya solo eso afecta a las zonas profundas del cerebro, dilata las pupilas y hace que el ritmo cardíaco crezca, junto con la presión arterial.
  • Analgésicos: Los aditivos más habituales de la cocaína son los analgésicos (en torno a un 20%), componentes que están presentes en 2 de cada 3 rayas y los expertos indican que se emplean cuando no se quieren añadir azúcares. Antiinflamatorios, opioides menores, opioides mayores…
  • Anestésicos: También suelen llevar un sobre un 8 % de anestésicos y juegan un papel importante ya que impiden en parte la alteración del ritmo cardíaco que produce la coca. Se pueden encontrar en el 25% de las muestras que se analizan.
  • Piracetam: Utilizado como componente neutro para cortar la cocaína, el Piracetam es un fármaco de síntesis hidrosoluble con acción nootrópica a nivel cerebral.
  • Cafeína: Con un 8 % de presencia, la popular cafeína se añade con el objetivo de estimular el cerebro, ya que, igual que la cocaína, trabaja como una droga psicoactiva. Se detecta su presencia en una de cada 10 muestras.
  • Y otras sustancias

Estas sustancias generan alta dependencia de las mismas y adicción, destrozando las vidas de quien no pueden salir de sus efectos. En Intastur sabemos como tratar este tipo de adicciones. Contáctenos.

Cómo tratar la adicción a la cocaína

Los tratamientos para la adicción a la cocaína son cada vez más demandados y exigen siempre del asesoramiento de profesionales especializados. Si no se sigue el tratamiento adecuado, se puede padecer un síndrome de abstinencia grave con náuseas, vómitos, ansiedad y taquicardia. Dejar la cocaína no tiene porque hacerse más difícil, lo mejor es ponerse en manos de profesionales especializados que trabajaran con el objetivo que el paciente recupere el control de su vida sin dependencia alguna, de la manera más adecuada posible.

0%
CONTIGO

Vive como te mereces. Rompe tus cadenas. Conócenos.

Pide una primera visita y te orientaremos gratuitamente.